Aversión a los covers - Diego Ramos Koprivitza | La Crónica de Hoy - Jalisco
Facebook Twitter Youtube Lunes 14 de Enero, 2019
Aversión a los covers | La Crónica de Hoy - Jalisco

Diego Ramos Koprivitza

Aversión a los covers

Repulsión a la versiones, réplicas, a las mismas canciones que suenan y resuenan en un escenario dispuesto al fondo del bar cada fin de semana. A veces no comprendo esa antipatía que le genera a la “escena” musical la existencia de estas agrupaciones que, al final de cuentas, trabajan de manera honesta y encuentran espacios para hacer lo que saben: tocar.

Los comentarios que me ha tocado escuchar han sido muchos, todos ellos atacando cosas que ni al caso: que si les quitan el espacio a los que hacen música original, que si malean al público que asiste a estos lugares y por ende ya no habrá forma de quitarles de la cabeza a la “Señorita Cara de Pizza” y pues eso, la gente ya no escuchará otras cosas, en fin.

Creo que son dos cosas distintas que no tiene por qué convivir separadas. Muchos músicos se sostienen con sus bandas de covers, algunas más creativas que otras, unas más profesionales que otras, sin embargo, el “hueso” es parte del trayecto, muchas veces una escuela para llegar a proponer música realmente novedosa. Aprender de los clásicos, dicen.

Por otra parte, los espacios siempre tienen razones de ser, y un empresario dueño de unas alitas quiere que las personas consuman y se la pasen bien. Es cierto que una banda de rock-experimental-noise-jazz-utópico-cool-esotérico queda fuera de la ecuación y es entonces cuando los proyectos musicales deben buscar otras formas de llegar a su público. De crearlo.

La culpa no la tienen los covers, ni mucho menos aquellos a los que versionan, es quizá -ya lo mencionaba en el primer comentario que escribí para este medio- uno de los pretextos que se imponen muchos para no trascender.

Recuerdo grandes versiones en bares locales, como esa de “Seven Nation Army”, original de White Stripes, que interpretaba Arturo de la Torre con su trompeta en el club de jazz Primer Piso. de una manera tremenda; el inagotable blues clásico que recuperan los Bad Boy Blues en cada una de sus presentaciones o las tropicalizadas notas de Daft Punk en manos de la robo cumbia de La Calor.

Si bien una banda de covers, se dedica solo a eso, a tocar canciones de otros, no dejemos de lado que muchos de los que integran a estas agrupaciones son músicos virtuosos que hacen lo que saben hacer.

Espacio y gustos, para todos hay.

@DiegoKoprivitza

 

Imprimir

Comentarios