Cronos - La Crónica de Hoy Jalisco | La Crónica de Hoy - Jalisco
Facebook Twitter Youtube Miércoles 16 de Enero, 2019

¡ALBRICIAS!... El fiscal anticorrupción, Gerardo de la Cruz, tiene avances en un asunto de relevancia. Anunció que lleva 90 por ciento en el tristemente célebre caso del tráiler que sacó a pasear 273 cadáveres no identificados. Dice este funcionario, quien se caracteriza no precisamente por la eficacia en la resolución de las carpetas que le toca integrar, que en un mes, va a llevar a la sombra a uno de los presuntos responsables de haber desviado dinero para pagar la renta de las cajas frigoríficas que fueron usadas como ataúdes rodantes. Acá en Cronos apostamos a que no será ningún pez gordo –O sea los ex fiscales embarrados por el asunto: Eduardo Almaguer, Raúl Sánchez Pulido o Marisela Gómez Cobos- y que la culpa le será cargada a un ex burócrata de nivel administrativo.

SIN INICIATIVA… Parece que ninguna autoridad, ni estatal,  ni municipal, ni mucho menos  los “hervidores de la nación”, -entiéndase Gobierno Federal- han tomado la iniciativa para organizar el despacho más eficiente de la gasolina que llega a las estaciones de servicio. Tampoco los dueños de los expendios de combustible realizan alguna medida que pudiera alivianar la carga de los automovilistas, que pasan horas y horas haciendo fila y cuya espera en algunos casos resulta infructuosa porque simplemente el producto se termina antes de llegar a la bomba o nomás la pipa nunca llega a surtir.

AHÍ LLÉVENSELA… Al Gobierno Federal o no le importa el padecimiento de los ciudadanos en busca del combustible o de a tiro nomás no sabe qué hacer. Y a las demás autoridades tampoco se les ocurre algo para que se ordene y se agilice el abasto de gasolina cuando ésta llega a algún punto de distribución. ¿Será que como es un problema generado por una estrategia del Gobierno de la República, la cuestión es dejar que la situación siga siendo caótica?

 

 

  Corren las apuestas señores,  

¿HABRA SOLUCIÓN ANTES DE LA VISITA DEL PEJE?... De acuerdo con las cuentas de los empresarios gasolineros, el abasto para la Zona Metropolitana de Guadalajara podría regularizarse en 10 días, tras la intervención de la Cámara Nacional del Autotransporte de Cargo (carga) para traer el combustible a la metrópoli, esto mientras el Gobierno Federal peca de cauto y no fija una fecha. ¿Será que es porque ni idea tiene? Eso pareciera. El caso es que Andrés Manuel López Obrador visitará los altos de Jalisco el próximo domingo 20 de enero, lo que podría ser aprovechado por la población para hacerle patente su molestia por las filas y filas de automóviles en las estaciones de servicio y las horas y horas que hay que esperar para surtir el tanque. Hay que cruzar los dedos y hacer changuitos para que la solución  llegue antes…

 

CONTRA LOS COLADOS… Mientras el Gobierno de la República insiste con spots en medios de comunicación en que no existe desabasto de gasolina, como si con palabras y comerciales oficiales, los coches caminaran, las estampas se repitieron en diversos puntos de la metrópoli en torno a los expendios de gasolina el pasado fin de semana. Largas filas de automóviles que se extendían por espacio de varias cuadras. En algunos casos, los despachadores marcaron los parabrisas con el  número de turno para evitar que los “gandayas”, que buscan cualquier hueco para colarse en la cola, hicieran de las suyas…

 

CONSECUENCIAS ECONÓMICAS… En medios de comunicación locales, varios automovilistas aseguraron haber estado permanecido durante tres días para poder adquirir gasolina y seguían a la espera. También se reportó que no fueron pocos los que en lugar de salir de paseo, a las plazas comerciales o restaurantes, dedicaron buena parte de sábado y domingo a buscar abastecerse del combustible. De seguir así y no tener solución, en unos días las consecuencias económicas van a tornarse muy delicadas…

 

SEQUÍA… Un inusitado suceso, más sorprendente que el que hayan ganado el mismo día Chivas, Atlas y Charros de Jalisco, se vivió el sábado en la Zona Metropolitana de Guadalajara debido al desabasto de gasolina, sobre todo al poniente y sur de la urbe, el cual provocó filas de autos en torno a donde sí había hidrocarburo. Una de las explicaciones es que la crisis se debe a la nueva forma de distribución del combustible, para evitar el huachicoleo, implementada por el Gobierno Federal, consistente en surtir a través de pipas y no por los oleoductos, para que éstos no sean ordeñados. A ver si no sale el remedio peor que la enfermedad y que la mafia empiece a robarse los camiones cisterna y la escasez continúe.

NARCOTERRORISMO… Como verdadero acto de terrorismo debería ser tomado en cuenta e investigado por las autoridades estatales y las de la Federación (ey, sí) el atentado de la noche del viernes en El Salto, en donde un grupo de hombres esparcieron un líquido inflamable e incendiaron un negocio de alitas y micheladas, con funesto saldo de cinco personas muertas. El suceso tiene aristas para sospechar de los grupos criminales que asolan a esa demarcación desde hace ya un tiempo. Una duda aflora: ¿será que los responsables de este repudiable caso tuvieron el tino y sólo dañaron a quienes tenían en la mira? Muy probablemente entre las víctimas hay quienes nada debían ni temían.

CHIRAS PELAS… Una resortera y 25 canicas decomisó la Comisaría de Zapopan a dos jovenzuelos acusados de pasársela dañando cristales de agencias automotrices, bancos y otros negocios de la avenida López Mateos. Según la policía, se implementó el “Operativo Trueno” – ¿será en referencia al ruido que hacen los vidrios al quebrarse?- y con harto “trabajo de inteligencia y estrategia policíal (sic)” capturaron  a los vándalos, que habrían estrellado los cristales de 19 comercios. En la Fiscalía reportan que sólo llegó uno de los detenidos, pero ¿Qué creen?, como no hubo querella salió libre y coleando. Pa’ la próxima, cuando los agarren reincidiendo, a ver si Pablo Lemus, alcalde de la ex villa maicera, mejor los invita a un programa asistencial u organiza un torneo intermunicipal de tiro al blanco con ponchitos, florecitas y agüitas, para redimirlos.

Imprimir

Comentarios