“Necesitamos que el gobierno confíe en los científicos”: Cecilia Noguez | La Crónica de Hoy - Jalisco
Facebook Twitter Youtube Lunes 01 de Julio, 2019

“Necesitamos que el gobierno confíe en los científicos”: Cecilia Noguez

“Necesitamos que el gobierno confíe en los científicos”: Cecilia Noguez | La Crónica de Hoy - Jalisco
Cecilia Noguez ha obtenido el Premio Nacional de Ciencias y Artes, entre otras distinciones.

En una época donde se busca cada vez más la equidad de género y la justicia histórica en el papel de la mujer en la cultura, no pasa desapercibido que una mujer llegue a la dirección de un instituto cuyo objeto de estudio es atribuido popularmente a la actividad masculina.

Ana Cecilia Noguez Garrido fue designada por la Junta de Gobierno de la UNAM como directora del Instituto de Física (IFUNAM), para el periodo 2019-2023. Puesto de dirección que asumió hace alrededor de un mes.

Para la científica la presencia de las mujeres en éste y otro tipo de puestos de dirección sólo denota un escenario natural, donde el género no es lo más importante, sino la capacidad para ejercerlos.

En entrevista, refiere algunos apuntes sobre el tema de género en su instituto y en la ciencia, así como del papel de éste frente al escenario y contexto científico actuales en nuestro país.

Para la especialista en nanociencias, que una mujer se encuentre al frente del IFUNAM tiene varios significados, uno de los más importantes es que refleja la madurez de la comunidad. “La física se identifica con el género masculino, lo vemos en la cultura popular, a diferencia de otras ramas de la ciencia, como la biología. Significa la madurez tanto de la sociedad mexicana como de la sociedad científica, de la apertura de más espacios a la diversidad”. La investigadora apunta que la ciencia se nutre de la diversidad de las mentes y del intercambio de ideas.

En días pasados, Noguez refirió en una entrevista con la Academia Mexicana de Ciencias que existe una expectativa adicional por su llegada a la dirección del instituto.

“Por ser la primera mujer. La noticia es que soy la primera directora en 80 años”, apunta. “¿Qué se espera de ello? El enfoque puede ser distinto, para mí sería natural por ser mujer, pero sin perder ese rigor científico y la excelencia y calidad académica, que es lo que se persigue. Pero sí hay una diferencia en cómo lo perciben los demás; por ejemplo, en la ceremonia de toma de posesión de la dirección comenté que llegué aquí después de ser  estudiante hace más de 30 años, que me formé e hice mi posgrado aquí. Con ese antecedente dije que lo dirigiré con mucho cariño. Alguien se acercó y me dijo: ningún hombre se habría expresado de esa forma. Sí hay una perspectiva diferente y expectativa adicional, así lo percibo”.

Por otra parte, si bien en el IFUNAM las mujeres representan sólo el 20 por ciento de su planta académica, apunta, no significa que su presencia sea invisible. “Hay muchas mujeres destacadas que han realizado su carrera a lo largo de la historia del instituto, eso te hace sentir en que no hay desventaja porque se les dio su lugar, como a cualquier otro”.

—Actualmente hay una mayor presencia femenina en puestos de dirección del sector científico, tanto en las comisiones de las cámaras legislativas, como en Conacyt y la Sectei, en la capital. ¿Tiene una importancia particular?

—De nuevo, es un reflejo de la madurez de la  comunidad, de poner a las personas más adecuadas en los puestos de dirección, independientemente de cualquier otra cosa. He estado en contacto con Marivel Solís —presidenta de la Comisión de Ciencia y Tecnología de la Cámara de Diputados—, una persona fantástica con la que los científicos podemos hablar, fue atinado que esté ella en la presidencia. Beatriz Paredes —de la comisión correspondiente en el Senado— también es muy sensible a la ciencia. Entonces, más allá del género, son personas adecuadas en este momento para esos puestos de toma de decisiones.

—En el IFUNAM siempre ha habido mujeres, su número aumentó y llegamos a un cierto nivel, por eso tenemos que darles a las niñas y adolescentes la confianza para estudiar física u otra carrera científica. Pero, en general, no creo que esos puestos estén encabezados por mujeres de forma intencional, sino que se reconoce el trabajo y dedicación que han tenido. Ahora bien, es interesante que haya muchas mujeres, sí, se conjugó este momento.

TRANSFORMACIONES. Más allá del tema de género, Cecilia Noguez y la comunidad científica viven un periodo de transición en sector de ciencia, tecnología e innovación, enmarcada por la política científica del actual gobierno federal. En este sentido, la comunidad busca hacer más visible cómo su trabajo puede impactar benéficamente a la sociedad y ayudar al gobierno a resolver retos en todos los aspectos de la vida nacional. El tema es un punto insoslayable en el plan de trabajo de la científica para los próximos años en el IFUNAM.  

“El instituto tiene muchas líneas de investigación, que van desde la física fundamental hasta la aplicada en casi cualquier cosa, lo que nos da una gran riqueza. Es así como podemos participar en la resolución de problemas nacionales. La dirección del instituto tiene la tarea de convocar a su comunidad para buscar resoluciones a éstos y ver qué aportaciones hacer”.

Para ello, el IFUNAM tiene distintas herramientas, puntualiza, como sus laboratorios, que atajan desde problemas de la física fundamental, a aquellos empleados para el estudio del patrimonio cultural o para el desarrollo de la medicina, por ejemplo.

“El reto es atacar desde varios ángulos problemas fundamentales con beneficios para la sociedad. Tenemos a muchos especialistas que ahora debemos conjuntar para lograrlo”.

Los investigadores están capacitados para enfrentar problemas nacionales desde diferentes puntos de vista, en movilidad, salud, economía, entre otros. “Siempre hemos estado dispuestos a resolver problemas, sólo necesitamos que el gobierno nos otorgue la confianza para hacerlo, pero no podemos iniciar de cero”.

Imprimir